Noticias

Miguel O’ Ryan: «No está claro lo de la tercer dosis. La OMS no ha dicho que sea necesario»

Las libertades el plan Paso a Paso a las personas vacunadas contra el covid. Fue tema e conversación con el infectólogo Miguel O´Ryan.

Miguel Oryan
Agencia UNO

Hay múltiples expectativas por las libertades que desde hoy establece el plan Paso a Paso a las personas vacunadas contra el covid. Será materia de conversación con el infectólogo Miguel O´Ryan.

Hay múltiples expectativas, por un lado, y preocupación por otro. Hablamos de las libertades que desde hoy establece el plan Paso a Paso a las personas vacunadas contra el covid. Fue materia de conversación con el infectólogo, Miguel O´Ryan en Palabras Sacan Palabras.

«El paso a fase3 no me sorprende. Era una medida esperable, fruto de una combinación de factores, donde la vacunación está jugando un rol importante. Lo importante es mantener la responsabilidad, mantener las medidas de autocuidado».

«No está tan claro lo de la tercer dosis. La OMS no ha disco aun que sea necesario. Llamaría a la cautela en ese sentido, de ser necesaria es importante hacer estudios para asegurar que se a seguro».

«Hemos ido viendo que los anticuerpos tienen a bajar con el tiempo después de vacunación. Es importante comprender que la inmunidad es mucho más compleja. Lo que va a ir decidiendo si se requiere o no una tercera dosis son los estudios de efectividad. En el último reporte la inmunidad protectora de la vacuna Sinovac no ha bajado. Si la baja de anticuerpos se aparea con una baja de protección real, es posible que una tercer dosis pueda ser útil, no hay claridad que esa tercera dosis vaya a ser necesaria. Se está evaluando y hay que dar más tiempo a la observación».

«Con la vacunación lo que se ha logrado es notable y tenemos que celebrarlo. La caída de casos ha permitido ampliar las libertades, con cautela. Hay que dimensionar lo que la evidencia va mostrando y seguir actuando de manera ponderada. Dejemos que hablen los estudios de efectividad».

Proyecciones

«Uno hace proyecciones con incertidumbre, y el tiempo nos va dando señales del comportamiento del virus. El año pasado la caída fue atribuida a las cuarentenas muy intensas y eso produjo una caída del virus. Este año nuestras proyecciones eran que el invierno podía ser muy duro. La idea era evitar que el virus se descontrolara. Eso se logró y estamos viendo esta caída muy significativa que vamos a ver hasta donde llega».

«Viendo lo que ha ocurrido en Europa, donde la variante Delta predomina, lo que va a ocurrir que va a tender a predominar y es más infectivo fundamentalmente en los no vacunados. Lo que se está viendo son brotes en jóvenes no vacunados, que no se asocia a aumentos de mortalidad significativa. En el hemisferio sur va a ocurrir algo semejante, especialmente si hay descuido en nuestro país del uso de mascarillas o de los aforos. Vamos a tener pequeños brotes aislados, pero no brotes significativos como el año pasado, que teníamos 20% de la población inmune y ahora vamos acercándonos al 80%».

«El control de delta va a depender del control general que tengamos del coronavirus. El efecto de vacunación es lo más importante. En la medida que aumente la movilidad, que es necesario, va a llevar a un incremento de casos y el mensaje es no pensar que la pandemia ha pasado».

Compartir