PALABRAS SACAN PALABRAS

Paradojas presidenciales: de movimiento noble a títeres comunistas

La editorial de Freddy Stock de miércoles 20.

Hay cosas que no se entienden o se entienden poco. Y en política, muchas veces se terminan entendiendo mal.

Por todo esto, ayúdame tú a entender lo siguiente: en el contexto de la Cumbre del G20 en México el Presidente Piñera asumió profundas diferencias con los estudiantes de su país porque «tienen ideas equivocadas».

En entrevista con Televisa, el Mandatario señaló que la ruptura con el movimiento estudiantil es de carácter «ideológico» y se debe a que  «los principales dirigentes pertenecen al Partido Comunista» y que las manifestaciones sociales no se deben confundir con la voluntad de todos los chilenos. «Los presidentes son elegidos democráticamente. Si alguien quiere un modelo distinto de educación y quiere que el Estado la monopolice, tendrá que plantear ese proyecto al país», dijo.

Pero hace sólo 8 meses, el mismo Presidente Piñera alabó a este movimiento estudiantil en la Asamblea de las Naciones Unidas. Tildó a la educación como «la verdadera madre de todas las batallas» y el «talón de Aquiles de varios países». Y agregó -ante los ojos del Mundo:  “…miles de jóvenes han salido a manifestarse a favor de una causa noble, grande, hermosa como es dar educación de calidad para todos los jóvenes. Nuestro gobierno comparte esa visión  y ha dispuesto la más grande reforma y los más cuantiosos recursos”.

¿En qué quedamos, Presidente? ¿Los jóvenes de su país levantaron un movimiento motivado por una causa noble o son un grupo de títeres manejado por la mano comunista? Te das cuenta que hay algo confuso en esto…

¿Entiendes algo, poco, nada? Lo único claro es que en declaraciones y discursos, tú bien lo sabes, Palabras sacan Palabras.

Compartir