MALDITO ROCK AND ROLL

«Sgt Pepper’s Lonely Hearts Club Band» de The Beatles, el álbum que lo cambió todo

Lanzado el 1 de junio de 1967, el octavo disco de los Beatles trazó una línea definitiva entre el pasado y el futuro, ya que los álbumes superaron a los sencillos.

The Beatles Sgt Pepper

Hay pocos álbumes que definan tan completamente un momento en el tiempo como el «Sgt. Pepper’s Lonely Hearts Club Band» de The Beatles lo hizo.

Lanzado el 1 de junio de 1967, el disco trazó una línea definitiva entre el pasado y el futuro, ya que los álbumes superaron a los sencillos.

«Sgt Pepper», un hito cultural de The Beatles

El cambio estaba en el aire, ya que los Beatles ayudaron a dar forma a un período en el que el sencillo dio paso a declaraciones artísticas que duraban un álbum. Bob Dylan había lanzado»Blonde On Blonde» un año antes, seguido de «Pet Sounds» de Beach Boys, un proyecto que fue, según Paul McCartney, «la mayor influencia en Sgt. Pepper».

El LSD jugó un papel, al igual que el hecho de que los Beatles ya no estuvieran haciendo conciertos en vivo. Con el estudio de grabación ahora su hogar a tiempo completo, el grupo que una vez había ofrecido gemas listas para la radio como «Please Please Me» tuvo la libertad de explorar la maravilla Technicolor de «Lucy in the Sky With Diamonds».

Su transformación de cuatro años sigue siendo absolutamente alucinante. Hasta este punto, incluso los grupos pop que se arriesgaban artísticamente lo hacían dentro del formato pop de canciones de tres a cuatro minutos con melodías fuertes y obvias. Los Beatles rompieron ese molde antes que cualquier pista que apareciera en Sgt. Incluso se grabó Pepper.

Las sesiones comenzaron el 24 de noviembre de 1966 con «Strawberry Fields Forever» de John Lennon. Ese triunfo psicodélico se combinaría con «Penny Lane» de McCartney para un sencillo de avance lanzado el 17 de febrero del nuevo año, ofreciendo una hoja de ruta para lo que vendría. No es que todo el mundo estuviera preparado. Algunos fanáticos de toda la vida se sorprendieron claramente cuando Dick Clark presentó un videoclip de «Strawberry Fields» durante una edición del 11 de marzo de 1967 de American Bandstand.

No importa. El productor George Martin jugó un papel central de colaboración mientras la grabación del álbum continuaba hasta la primavera. «Para cuando llegó Pepper, supongo que yo ya me había dado cuenta de sus ideas», dijo Martin en un documental de 1992. George Harrison fue un paso más allá: «Siempre estuvo ahí para que interpretáramos nuestra extrañeza».

Mezclaban florituras orquestales, trompas, armónicas de bajo, loops de cinta, clavecín y sitar en un vertiginoso arrebato de creatividad. El baterista Ringo Starr a menudo se quedaba con poco que hacer mientras otros creaban paisajes sonoros o conducían cuerdas. «Es un buen álbum», bromeó en Anthology, «pero aprendí a jugar al ajedrez en él, porque tendría mucho tiempo libre».

Durante un período de cinco meses, el proyecto comenzó a tomar forma, aunque fue un proceso laborioso, ya que la tecnología de punta en ese momento era una configuración de cuatro pistas. Su atención al detalle y su coraje artístico dieron sus frutos. «Sgt. Pepper’s Lonely Hearts Club Band» se convirtió en la reconocida banda sonora de un colorido verano y, más tarde, en la piedra de toque principal de la época.

«Creo que representaba de qué hablaban los jóvenes», agregó Martin, «y parecía coincidir con una revolución en el pensamiento de los jóvenes». Se estableció un nuevo estándar de aspiraciones para lo que podrían ser los álbumes pop. «La gente jugó un poco segura en la música popular», dijo McCartney en una entrevista de la BBC en 1992, «pero fue entonces cuando nos dimos cuenta de que no era necesario».

Compartir