Noticias

¿Pasas mucho tiempo en tu teléfono o computador?: ¡cuidado!, expertos advierten efectos negativos en la salud

La denominada "luz azul" que producen estos aparatos tendría consecuencias en la visión, en la piel y en el sueño, según varios especialistas.

teléfono computador

¿Alguna vez escuchaste que mirar tu celular o el computador en medio de la noche es peligroso por la luz que emiten? Se llama “luz azul”, y no solo es peligrosa para la vista, sino que también tiene efectos perjudiciales para la calidad del sueño y el envejecimiento de la piel.

Pese a que varios especialistas señalan que estos problemas serían mínimos, los usuarios de estos aparatos deberían evitar exponerse más del tiempo necesario a las pantallas, además de tener descansos cada cierto tiempo.

Pero, ¿qué es la luz azul? Según el docente de biología celular de la Universidad de Salamanca, Ramón Peña, quien conversó con The Huffington Post, “la luz azul es una de las partes del espectro de luz visible, que está formado por varias luces diferentes, como la ultravioleta o la de infrarrojos”.

Esta luz no solo es emitida por fuentes artificiales -como las luces LED o tubos fluorescentes- sino que también es producida por fuentes naturales, como el sol.

Consecuencias en la visión

De acuerdo a la Sociedad Española de Oftalmología, esta luz no tiene efectos dañinos en los ojos (no puede provocar ceguera, por ejemplo). Pero, exponerse a ella sí provocaría otras afecciones oculares como: sequedad y cansancio ocular.

Es por eso que desde el organismo recomiendan la regla 20-20-20, es decir, mirar a lo lejos (20 pies; 6 metros) durante 20 segundos, cada 20 minutos trabajados en el computador“.

En cuanto a los filtros de luz azul en los lentes, los expertos de la Comisión Internacional de Protección de Radiación no Ionizante (ICNIRP) indican que aún no existen estudios que avalen su efectividad. Agregaron, que el nivel de emisión de luz azul de los equipos de uso diario es cien veces menor que el considerado dañino para la salud.

¿Qué le pasa a nuestra piel?

La experta en dermocosmética, Marta Barrero, explicó al The Huffington Post que “está probado científicamente que la luz azul acelera los procesos de estrés oxidativo a través de la formación de radicales libres, responsables del envejecimiento de la piel“.

La luz azul sería responsable de “activar los melanocitos”, células que provocan manchas en la piel del rostro. Sin embargo, añadió que “los daños no son compatibles a los que producen los rayos UV”.

¿Qué le pasaría al sueño?

Este es uno de los efectos que más preocupa: cómo afecta la luz azul a la calidad del sueño.

Según Peña, “cuando los ojos reciben luz azul, se inhibe la producción de melatonina en la glándula pineal (también conocida como ‘hormona del sueño‘) y nos mantenemos activos“.

Finalizó explicando que “cuando no llega luz a los ojos se produce melatonina, que nos indica que es la hora de ir a dormir. La luz azul emitida por los LED, al igual que la solar, reduce la producción de melatonina y esto puede dar lugar a cambios en nuestros ritmos circadianos y causar insomnio”.

Compartir