ENTREVISTAS

Espacio Público: «Perdimos la capacidad de distinguir quiénes están enfermos de quiénes no»

Diego Pardow cuenta que la palabra cuarentena perdió sentido. Por eso “hibernación”: para “poder explicar la necesidad de reducir la movilidad”.

diego parlow espacio publico

Diego Pardow cuenta que la palabra cuarentena perdió sentido. Por eso “hibernación”: para “poder explicar la necesidad de reducir la movilidad”.

Ayer el Minsal dio cuenta de poco más de 31 mil casos sospechosos que no habían sido informados, y que se integran hoy a la cifra diaria. Con esto se superarían los 215 mil contagios confirmados, y el fuerte aumento de casos contrasta con los pocos fallecidos: sólo 21, que sería por la forma de contar del Registro Civil.

Junto con eso surgieron posturas que piden medidas más estrictas para controlar la pandemia en Chile: desde Espacio Público hablaron de que Santiago entre en un estado de “hibernación”, y el ministro de Salud aseguró que “si la gente no entiende por la razón, vamos a tener que aplicar más fuerza”.

Justamente con el presidente de Espacio Público conversamos hoy en Palabra Que Es Noticia, quien partió explicando la elección de la palabra “hibernación”: “La idea de ‘hibernación’ no es un concepto técnico. Santiago lleva un mes en cuarentena, por lo que uno no puede usar la palabra cuarentena si ya estamos en cuarentena”.

“Esa especie de vaciamiento de significado de la palabra es lo que nos llevó a buscar un sinónimo, cómo poder explicar la necesidad de reducir la movilidad en Santiago, y así llegamos a hibernación”, detalló.

En plena cuarentena, Pardow asegura que “Santiago tiene cada vez más movilidad. La reducción hoy es sólo de un 17%, por tanto un 83% de la ciudad está funcionando. Nuestra intención es intentar visibilizar este problema e intentar buscar un mecanismo más efectivo”.

“No vas a conseguir que la gente se quede en su casa con disuasión y mayores penas. Puede ser que ya estén conscientes de la magnitud del problema, pero si están en una dicotomía de quedarse en su casa y sostener a sus familias la decisión es clara”, agrega.

Sobre la evolución de la pandemia, y en qué momento nos encontramos hoy, responde: “En el gráfico de evolución diaria de contagios lo muestran como una línea, que en un momento fue plana, luego diagonal, pero ahora es vertical. El problema de eso es que esto es como una campana: si llegas al punto más alto aún te falta toda la otra mitad del problema”.

“La única manera de enfrentar este problema es reduciendo la movilidad de la ciudad, porque perdimos la capacidad de distinguir quiénes están enfermos de quiénes no”, sentenció.

Y en relación a las cifras, que como se indica al comienzo de esta nota ayer fueron bastante dispares, nos dijo que el Minsal ha intentado buscar aumentar “el nivel de transparencia y consolidar las cifras que están subestimadas. Esto es así, cualquier ejercicio de transparencia genera –inicialmente- mayor crítica. Por eso los gobernantes se resisten a eso, porque lo que viene siempre es crítica porque estás revelando información que deberías haber revelado antes”.

Compartir